Home Blog

La verdad sobre el sexo, consejo para ser feliz

La verdad sobre el sexo, consejo para ser feliz

La verdad sobre el sexo, consejo para ser feliz

En la sexualidad, la única forma de llegar al clímax total, es terminar con las mentiras que invade nuestra imaginación, y solo llegaremos a eso cuando seamos muy valientes, y que practiquemos, podemos equivocarnos, pero debemos siempre decir la verdad sobre lo que sentimos…. Los hombres no tienen la valentía de preguntar a su mujer: ¿Qué te gusta?, ¿Dónde te beso?, ¿Cómo lo hago?, ¿Cómo te gusta? O simplemente decir enséñame tu cuerpo.

 

Del otro lado las mujeres por temor a que su hombre piense que ella es una puta tienen miedo y no le dicen: Me gusta así, o tócame por acá, bésame de esta manera, o simplemente enseñar su cuerpo como una maestra enseña a su alumno un libro.

 

Pero esto no sucede, por el contrario nos quedamos en el primitivo instinto de supervivencia y procreación de nuestra especie, nos creemos importantes cuando practicamos la pseudolibertad de hablar del tema del sexo en cualquier lugar con amigos o conocidos, pero, cuando nos encontramos dentro de cuatro paredes, en la intimidad, terminamos descubriéndonos como animales asustados, inseguros y frágiles.

 

Lo que debería ser un momento mágico, se transforma en un acto de culpa, de pensar que siempre se está debajo de las expectativas de nuestra pareja, y llegan las preguntas ¿lo habrá disfrutado? ¿Habrá tenido un orgasmo?

 

Todos nos olvidamos que en un momento como este, donde solo debe existir el amor, la palabra expectativa no debería existir jamás. Entonces este acto sexual solo estará compuesta por una sarta de mentiras: orgasmo vaginal? Virilidad? Por sobre todo esto es mejor mentir y fingir antes que decepcionar al otro ¿verdad?

 

Este tipo de actitud deja millones de personas frustradas, infelices, culpables, ¿será por todo esto que los hombres tan machotes buscan y pagan a una prostituta, porque ella no le recrimina ni le reclamara nada?…. O que las mujeres encuentran placer en un juguete fantaseando con ese chico que le miro las piernas en el supermercado?.

 

Me costó mucho aprender que en el encuentro físico de dos cuerpos, es más que una simple respuesta a algunos estímulos físicos o al instinto de la subsistencia de la especie, en verdad lleva consigo una carga cultural de la humanidad.

 

El sexo es una de las artes de la nuestra vida, en la que la mentira es aceptada como algo normal. Mentimos para dar placer al prójimo sin darnos cuenta de que esta mentira puede opacar todo lo demás que es muy importante. Nos olvidamos que en este acto se encuentra la manifestación de una energía espiritual llamada amor.

 

Al llegar a esta línea del texto, ya muchos se habrán preguntado que sabe esta puta del amor o simplemente dirán esta no sabe nada. Se equivocan he vivido de la casa al trabajo (si al trabajo de la puteria), de trabajo a la universidad a la biblioteca horas y horas de lectura y déjeme decirles que he sentido he llegado al cielo cuando por primera vez en mi vida hice el amor a los 19 años, si ya se, perdí mi virginidad a los 15, he tenido mucho sexo en mi vida me he acostado con cientos o miles de hombres pero saben que por primera vez hice el amor y fue a los 19 años en un momento inesperado.

 

Por eso disfruten al máximo del sexo, del placer de unión de dos cuerpos y también de dos espíritus que gozarán del momento y dejen de lado las presiones que por el contrario le quitarán placer a la relación.

 

Escrito por Belen,

Estudiante, y ex-prostituta.

relacionados

Comentarios